91 410 02 00

Disfunción sexual femenina

 

disfunción sexual madridLa disfunción sexual es un problema de la respuesta sexual humana, que impiden el desarrollo de una vida íntima plena. Esta patología afecta al deseo, la excitación, el orgasmo,…y por extensión a la salud integral y autoestima de la paciente

Aunque muchos no lo crean la disfunción sexual se considera una enfermedad y puede afectar considerablemente a la calidad de vida del individuo. Asimismo, esta disfunción puede presentarse desde el principio de la vida sexual (primaria) o aparecer después de que la persona haya vivido plenamente su sexualidad (secundaria).

Por otro lado, se puede distinguir entre disfunción sexual global, cuando impide la vida sexual tanto con uno mismo (masturbación), como con otra persona; y disfunción sexual parcial, cuando ocurre en uno de los casos en concreto.

En la actualidad, la mayor parte de las disfunciones sexuales femeninas pueden curarse con el tratamiento adecuado.

¿Qué puede causar una disfunción sexual?

La causa puede tener orígenes muy diversos:

  • Orgánicos: problemas de tiroides, hormonales, diabetes, hipertensión, colesterol.
  • Psicológico: depresión, ansiedad, problemas de personalidad, problemas en la pareja…
  • Educativo: culpa, vergüenza, ignorancia,…

Normalmente, en cada caso se pueden dar causas mixtas. Es muy importante determinar cuál es la causa o causas concretas, para determinar cuál será el tratamiento más adecuado.

Tipos de disfunciones sexuales femeninas

Las que tienen que ver con el DESEO.

Afectan al apetito sexual y puede ser de dos tipos:

  • Deseo sexual hipoactivo: la mujer casi nunca o nunca siente ganas de tener relaciones sexuales, no tiene fantasías o pensamientos eróticos, sus ganas o deseo han disminuido con respecto a épocas anteriores, la mujer nunca inicia la actividad sexual.
  • Deseo sexual hiperactivo: se conoce también como “conducta sexual compulsiva. En este caso la mujer presenta deseo sexual con mucha frecuencia, incluso llegando a interferir a veces en sus actividades cotidianas. No puede controlar su deseo sexual, ni postergar su satisfacción.
Las que tienen que ver con la EXCITACIÓN

Dificultad en la mujer para sentir excitación sexual, conseguir lubricación vaginal o ambas cosas.

Las que tienen que ver con el ORGASMO

Las pacientes que lo sufren tienen dificultades para tener un orgasmo. Puede presentarse tanto durante la masturbación como en pareja. Se conoce también como “anorgasmia femenina”. Cuando se produce este fenómeno, la mujer no tiene las contracciones vaginales típicas del orgasmo y no lo siente.

Otras disfunciones

Existen otros problemas sexuales que pueden impedir a una mujer tener una sexualidad plena y placentera. Por ejemplo: vaginismo, dispareunia, la fobia a los encuentros sexuales

¿Cuál es el tratamiento de la disfunción sexual?

El tratamiento puede variar dependiendo de la causa y la intensidad. No obstante, en muchas ocasiones el ginecólogo le recetará un tratamiento hormonal (terapia con estrógenos o con andrógenos). Por otro lado, además del tratamiento médico, en ocasiones se recomienda un tratamiento psicológico, que sirva de apoyo

Asimismo, se recomienda a la paciente mejorar los hábitos de vida, tales como reducir el consumo de alcohol, hacer ejercicio, y reducir el estrés.

También te puede interesar

 


Recordatorio: esta información tiene como fin proporcionar pautas generales y no dar una opinión médica definitiva. Es importante que consulte a su médico sobre su enfermedad específica y el tratamiento más adecuado.

La principal complicación que puede surgir cuando se sufren vómitos con sangre es el atragantamiento del paciente. Además, debido a la pérdida de sangre, puede producirse un déficit de glóbulos rojos o una hemorragia excesivaGuardar

Guardar