91 410 02 00

Verrugas genitales y Condilomas

” El virus del VPH suele ser en un 90% de los casos el responsable de las verrugas genitales y los condilomas”

Tiempo de la cirugía

30 min.

Estancia en la clínica

Ambulatoria

Anestesia

Regional

Recuperación

24 – 48h

Desde 120€

¿Qué son los condilomas y/o verrugas genitales?

Los condilomas son verrugas genitales que se producen mediante relaciones sexuales directas, siendo las relaciones sexuales anales el mecanismo más común de transmisión.
Se trata de una infección, en la mayoría de los casos benigna, de transmisión sexual conocida
como Virus del Papiloma Humano (VPH) y la cual hay que diagnosticar diferenciada de otras
ETS como puede ser el molluscum contagiosum, mediante genitoscopia o biopsia.

¿Qué causa los condilomas perianales?

Su principal causa es el virus del papiloma humano (VPH), que es una enfermedad de transmisión sexual. Así, las relaciones sexuales anales, son las que conllevan un riesgo acentuado.

La mayoría de infecciones de este tipo son latentes, esto significa que la persona que lo padece
no tiene lesiones visibles y no sabe que puede infectar a otros. Normalmente el periodo de
incubación, aunque variará dependiendo de cada persona, es de 3 a 6 meses. Es por tanto muy
difícil saber al cien por cien el momento de contagio con el fin de que el paciente pueda
informar a los posibles infectados de condilomas.

¿Cuáles son los síntomas de los condilomas anales?

Las verrugas no suelen producir molestias, y si las hay son mínimas. Algunas de esas molestias son picores, pequeños sangrados o sensación de tener un cuerpo extraño en el ano.

En las mujeres estas pueden crecer en la vulva, la vagina, el conducto anal, la zona entre los genitales externos y el ano y el cuello del útero; mientras que en los hombres puede aparecer en la punta o el cuerpo del pene, en el escroto y en el ano. En los casos de contacto de la zona infectada con boca o garganta también pueden desarrollarse lesiones en esas zonas. Los síntomas más comunes son los siguientes:

  • Inflamaciones pequeñas en la zona de un color carne o blanquecino.
  • Unión de varias verrugas genitales con la apariencia de una coliflor.
  • Molestias en la zona genital en forma de picores.
  • Sangrado durante las relaciones sexuales.

Hay ocasiones en que las verrugas son tan pequeñas que no se pueden percibir, sin embargo, si no se trata pueden llegar a provocar en la superficie lesiones en forma de racimo muy molestas.

Consúltanos sin compromiso

Llamando al 91 410 02 00

Tratamiento para los Condilomas

Estas lesiones deben tratarse por un especialista en proctología siempre. Si son pequeños y no se tratan, pueden crecer y son más difíciles de tratar. Además, estas lesiones no tratadas pueden llegar a convertirse en cáncer.

El tratamiento más habitual es la crioterapia, cuando no son muy grandes. Cuando éstos han alcanzado tamaños mayores, se deben extirpar quirúrgicamente. ¿No tiene aseguradora médica? Pide una primera cita de valoración.